Otra Tierra. Otro tú. – Análisis narrativo

Esta película me la recomendó mi profesor de edición en la universidad. Ahora mismo está en mi Top 3 personal de películas. Su director, Mike Cahill, es de esos realizadores que demuestran que a veces menos, es más, como le ocurre a Shyamalan. Te advierto que si no has visto esta película, este post está plagado de spoilers. Si tienes HBO o Rakuten puedes verla, tan sólo es hora y media de metraje.

De qué va: Una joven de 17 años (Rodha Williams por Brit Marling), recién admitida en el MIT, tiene un accidente de coche en el que mata a una madre embarazada y a un niño, quedando el padre (Jon Borroughs por William Maporther) en coma. 3 años más tarde, al cumplir su condena y con las puertas del mundo laboral científico aparentemente cerradas, descubre que el padre salió del coma y trata de disculparse haciéndose pasar por una limpiadora de New Haven.

Entonces ¿qué es la Otra Tierra?

No es más que el recurso de ciencia ficción de la historia. Narrativamente, la aparición de la Otra Tierra provoca el accidente al ir Rodha distraída (y algo embriagada). Después, tiene lugar un concurso para viajar a la misma con una empresa privada al estilo de Space X. Ella participa por si tuviera suerte y cumplir el sueño de viajar al espacio. Sabemos que es su sueño porque hay fotogramas donde vemos que lee a Isaac Asimov y su cuarto está repleto de libros de astronomía junto a un móvil del sistema solar.

Por tanto, el perdón es el eje fundamental de la historia y de él deriva la identidad.

No es un análisis exhaustivo ni extenso puesto que podría quedar un post muy largo, lo dejamos para el futuro vídeo sobre la película. Nos centraremos en el análisis de determinados fotogramas que hablan precisamente sobre los temas principales. Tampoco voy a entrar en el discurso filosófico de encontrarnos con nuestro doble. Así que al lío.

Antes de nada, marcar algunos hitos importantes:

  1. Al volver a su casa tras cumplir condena, Rodha prefiere dormir sobre un colchón en el suelo. Su cuarto queda oscuro, sin pintar y sin nada. Siempre con una luz sombría y tonalidades oscuras.

  2. John Borroughts es compositor musical de éxito. O al menos lo era antes del accidente.

  3. Rodha quiere un trabajo fuera del ámbito científico, siente que no merece ni intentar volver al mundillo. Por eso empieza a trabajar de limpiadora en un instituto.

  4. Al descubrir que Jon no murió y salió del coma, Rodha se hace pasar por una limpiadora del hogar y le ofrece una limpieza gratuita. Al terminar, intenta suicidarse por no ser capaz de perdonarse y haberle arruinado la vida a John. Evidentemente no lo consigue, sino, no habría peli.

  5. Rodha vuelve a trabajar varias veces en casa de John y sin que él sepa quién es ella, poco a poco se van enamorando. Ella le confiesa que le gustaría ganar el concurso para ir a la Otra Tierra, pero él no está de acuerdo porque no quiere volver a sentirse solo.

Con toda esta información, como decía Jack, vamos por partes.

Durante la limpieza gratuita que le ofrece a John, Rodha va a intentar escaparse cual ninja, pero además de que John está pendiente de ella (es normal, es una desconocida) se queda mirando su reflejo en el cristal de la puerta.

Los reflejos son un recurso que usa su director Mike Cahill algunas veces durante la película, combinado con otros aspectos de iluminación que veremos más adelante. El hecho de mirarse al espejo implica necesariamente una crisis de identidad por parte de la protagonista. Ella era una joven con ganas de comerse el mundo, alegre e inteligente. Tras el accidente, pierde esa identidad, que de alguna manera queda atrapada “al otro lado del espejo” y le suplica salir constantemente a la luz a través del perdón. Por eso, decide limpiar la casa de John, sin cobrar si quiera los cheques que él le da, puesto que su única motivación como dice ella en el desenlace, es solamente tratar de hacerle la vida un poco más fácil al hombre que destruyó.

Según se enamoran, ella sigue limpiando en su casa, parece que vuelve a ser ella. En una escena ha lavado lo que parece ser un jersey de su hijo. John ya estaba algo mosqueado porque ella le había confesado su deseo de ir a la Otra Tierra y cuando ve lo del jersey, la echa de casa, puesto que él no había lavado la ropa para no perder el olor de su hijo. Ahora retrocedemos un poco en el tiempo: John vestía como un auténtico vagabundo. Pasan los días con Rodha y recupera su aspecto: viste bien, vuelve a componer música, etc. Parece que ha superado su soledad hasta el momento del jersey. Según la película, somos presa de nuestro pasado. Nos guste o no. Al menos, hasta este punto.

Más adelante, John se disculpa. Recuperan su relación y Rodha resulta ser ganadora del concurso. Curioso este plano.

Rodha vuelve a tener ilusión por cumplir su sueño y quien sabe si reiniciar su carrera como científica. Pero aún no se ha perdonado a sí misma, ni John sabe la verdad. Por eso, este plano en su triste habitación nos dice, con una iluminación tan simple, que su objetivo externo está cumplido, hay luz fuera de esas paredes. Pero la sombra sigue en su interior y de ahí las dos mitades de luz. Así que debe poner fin a esta parte suya.

Rodha le dice a John que ha ganado el concurso y que se irá a la Otra Tierra. Inicialmente, él se alegra y se encarga de preparar una cena para ambos. Pero antes deben brindar con un buen vino. Esta escena, me fascina. He visto la película varias veces y lo sigue haciendo. Estoy completamente seguro de que no es nada casual la botella de vino. Os pongo los fotogramas:

Plano general. Botella de vino en la mesa.
Plano medio corto de Rodha. Botella de vino casi en el centro. Son como un todo.
Plano medio de John. Botella de vino separada de él.
Plano medio de los dos. Cada uno a un lado y la botella de vino exactamente en el medio.

Queridos lectores, en el cristianismo, ¿qué simboliza el vino?

Si no lo has adivinado, lo que hay entre ellos dos es la sangre está de por medio, la muerte de los seres queridos es lo que hace que su relación nunca será posible. Podrán salir adelante, perdonarse y pasar página, pero nunca, absolutamente nunca, podrán estar juntos. Es una especie de Romeo y Julieta algo más rebuscado. No tengo más que añadir, la película entera se puede contar en este fotograma. La narrativa audiovisual en este plano, como realizador y guionista que soy, me parece perfecta.

Tras este punto, ella confiesa su crimen. Rodha ya ha conseguido perdonarse a sí misma aceptando su terrible error, pero todavía le falta que John sea capaz de crear una nueva vida para él. De nuevo, Rodha volviendo en tren a su casa, se mira en el espejo.

¿Realmente ha hecho lo correcto? ¿Debería haber estado engañándole todo este tiempo? La respuesta es sí, pero para conseguir el perdón de John y que el remonte, debe regalarle su viaje a la Otra Tierra, puesto que escucha una teoría en la televisión llamada la Teoría del Espejo Roto, que consiste en que en el momento que vieron la Otra Tierra, la sincronicidad con sus dobles desapareció, así que su mujer e hijo podrían seguir allí arriba y así, poder despedirse de ellos.

Cuatro meses después, John ha aceptado el viaje y se prepara para ir a la Otra Tierra. Mientras tanto, Rodha sigue viviendo en casa de sus padres, pero ya duerme sobre una capa, la luz impregna su habitación y hasta la ha decorado con flores.

¿Te ha gustado esta entrada? Pues déjate un like y comenta cualquier cosa que creas que puede sumar. Se trata de que todos aprendamos juntos.

¡Hasta la semana que viene!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *